¿Qué lecciones nos deja el 2020 en el mercado laboral?
  • Categoría de la entrada:Prensa

FLEXIBILIDAD, AUTONOMIA, LIDERAZGOS ACTIVOS, SON ALGUNOS DE LOS ASPECTOS QUE INSTAL() LA PANDEMIA TANTO ENTRE LOS COLABORADORES COMO EN LAS ORGANIZACIONES.

Desafiante es una palabra adecuada para definir este afio, porque puso a prueba la capacidad de adaptación tanto de los colaboradores como de las organizations para mantener la continuidad operativa.

El análisis de los expertos coincide en que varias son las lecciones que deja 2020, y qui-z.4s la mas relevante es que el teletrabajo es posible, si no como régimen total, al menos en un sistema presencial-remoto.

Desde HumanNet, su gerente de Consultoría y Capacitación, Luciano Flores, asegura que el home office «llega para quedarse», mientras que Nicolas Hanckes, gerente de operaciones de hcmFront, plataforma integral de soluciones para la gestión de personas, explica que probablemente 48% de los colaboradores sigan teletrabajando después del covid-19, por lo que es fundamental que las empresas identifiquen las competencias críticas que sus colaboradores requerirán para operar a distancia.

«Las herramientas de geolocalización aportan a la seguridad y calidad de vida de los colaboradores, y son muy útiles para los gerentes y lideres para hater una gestión mas eficiente del recurso humano en las etapas de desconfinamiento, señala. A ello se soma, comenta Lissette Domínguez, directora de Reclutamiento y Selección de SOS Group, que gracias al teletrabajo muchas organizaciones advirtieron que «la productividad tiene mas que ver con cumplir proyectos y tener resultados que con un horario laboral definido».

Ello también otorga – añade- «mayor autonomía al trabajador para realizar su labor y hacerla en horarios mas flexibles». «Así, el presentismo va quedando atras y son meta vez menos importantes las horas que el trabajador pasa delante del computador, siendo mas relevante los resultados que obtenga», sentencia.

En la misma Iinea, Alejandra Loyola, socia de The House Advisory, precisa que el trabajo remoto ha incubado «una cultura de responsabilidad sobre los resultados, lo que en ingles llamamos accountability, en la que no importa desde estoy, si esta o no presente mi jefe; me organizo y gestiono los recursos para lograr los resultados». «Esto es una importante evolución a nivel de cultura organizacional, especialmente en países de Latinoamérica como afirma al tiempo en que destaca, en lo práctica, la ganancia que, en términos de calidad de vida, ha significado para los colaboradores no tener que destinar tiempo a traslados.

IMPACTO EN LAS EMPRESAS
Los aprendizajes también han permeado a las organizaciones. En efecto, Nicolás Hanckes explica que las compangas aprendieron a ser resilientes, y que aquellas que ya lo eran «respondieron mejor y se reestructuraron mas rápidamente». «Es importante que los Lideres participen del diseño de roles y la creación de sistemas de trabajo flexibles, a fin de garantizar que todos los colaboradores sean considerados cuando la compañía implementa nuevos flujos de trabajo. Para esto, los roles y estructuras organizacionales deben orientarse a los resultados, lo que aumentar la agilidad y la flexibilidad de la empresa», sentencia.

LA IMPORTANCIA DEL LIDERAZGO

Para Alejandra Loyola, socia de The House Advisory, «las habilidades de liderazgo han demostrado ser claves en los nuevos tiempos. En un principio fue la gestión de crisis y la toma de decisiones rápidas con incertidumbre, y luego la comunicación frecuente, clara y transparente con los equipos».

Similar opinión tiene Luciano Flores, gerente de Consultoría y Capacitación de Human Net, quien afirma que hoy «mas que nunca los lideres deben ser capaces de escuchar, contener y planificar. Comunicación, compromiso y colaboración son las 3 C de la era digital». En la misma linea, Nicolás Han-ckes, gerente de operaciones de hcmFront, apunta a la rehumanización del trabajo, en la cual los lideres deben «fortalecer su inteligencia emocional, empatía y comunicación con sus subordinados, entre otras habilidades blandas, considerando a los colaboradores, primero, como personas antes que trabajadores».

Ligado a ello aparece el concepto de «agilidad», que – dice Paola Veloso, sales manager Chile en VISMA Latinoamérica – se tuvo que poner en practica de manera permanente para «continuar con el business usual». «Las empresas que vengan trabajando con agilidad son las que mejor están sobreponiéndose a esta crisis que afect6 (y sigue afectando) a todo el planeta, sin distinción de mercados ni geografía.

Es un gran desafío para los lideres y pan el área de RH de todas las organizaciones», asevera. Convertirse en «empleadores de primer nivel» es
otro de los retos que deja la pandemia, pues – explica Nicolas Hackees – «tanto colaboradores como posibles candidatos juzgaran a las empresas por la forma en que trataron a sus trabajadores durante la pandemia, lo que a su vez beneficiara a aquellas que tuvieron buenas practicas en la gestión de personas». «Por esto, los lideres deben considerar el impacto a largo plazo que pueden tener algunas decisiones urgentes tomadas hoy, como son aquellas relacionadas con las disminuciones salariales y el personal desvinculado», sostiene.

Fuente: El Mercurio.

Deja una respuesta